Los hosteleros de Jumilla salieron a la calle el sábado para manifestar su desacuerdo con el cierre del sector, unos doscientos vehículos se manifestaron por las calles de Jumilla en defensa de sus puestos de trabajo solicitando a la administración regional y nacional que rectifiquen y abran los bares de la localidad, según su portavoz, Óscar Martínez, “nos están machacando con tantas limitaciones y restricciones al sector de la hostelería con una medida que nos tiene diecisiete días sin poder atender a sus clientes, en una ciudad de Jumilla que ya permaneció 50 días en fase 1 flexibilizada”. “En esta situación actual no se puede trabajar y muchos optaran por cerrar sus locales ya que no tenemos la culpa de los rebrotes y que se siga expandiendo el virus”, hizo hincapié el portavoz de los hosteleros.

Antonio Cutillas, afectado por el cierre del sector, asegura que la situación es muy crítica, y pide una gestión directa y unánime con todos los sectores, “no solamente con la hostelería”, es un momento de mucha incertidumbre ya que no se puede planificar ni a largo ni a corto plazo, “no sabemos cual va a ser la próxima decisión que se tome con respecto a la hostelería”.

La hostelería de Jumilla cuenta con unos 80 establecimientos de las que viven unas 400 familias contando con los proveedores que abastecen los locales.