La alcaldesa de Jumilla, Juana Guardiola, comparecía ayer ante los medios de comunicación para informar sobre la situación de la pandemia en el municipio. Según los últimos datos del pasado martes, en Jumilla había 57 casos positivos activos y un hospitalizado. Ha vuelto a pedir precaución a la ciudadanía. “Debemos tener muy claro que la pandemia no ha terminado, por lo que hay que seguir siendo responsables en el cumplimiento de las normas”. Igualmente, ha animado a la ciudadanía a seguir adelante con las vacunaciones, “siendo conscientes de que estar vacunado no significa que no podamos contagiar o contagiarnos“. También ha pedido Guardiola cumplir con las normas en cuanto al uso de la mascarilla, que sigue siendo obligatoria en espacios cerrados y en zonas abiertas cuando no se pueda mantener la distancia mínima de seguridad.

En cuanto a las nuevas órdenes de la Consejería de Salud, ha informado que Jumilla se mantienen el mismo nivel de alerta sanitaria que la pasada semana, Nivel 3-Muy Alto, y ha explicado las novedades de la normativa que ya han entrado en vigor y que prohíben la venta de bebidas alcohólicas en comercios y estaciones de servicio de 22.00 a 6.00 horas. Hasta el 3 de agosto se limitan las reuniones informales a 10 personas tanto en espacios públicos como privados.

Este aumento de contagios, que se está dando especialmente entre la población más joven, con las consiguientes restricciones establecidas, no afectan a la organización de los actos previstos para la Feria de Jumilla, “se tiene previsto seguir adelante y si las circunstancias cambiaran a pero se haría lo que se tenga que hacer, pero de momento todo lo que se organiza por parte del Ayuntamiento se hace con las garantías de que se puede hacer”, concluía Guardiola.