Un centenar de vehículos recorrieron las calles de Jumilla convocados por la plataforma “Salvemos Nuestra Tierra”. Se concentraron en las inmediaciones de la Cooperativa Campos de Jumilla, para salir desde allí en manifestación recorriendo las principales vías del municipio, en protesta por la posible instalación en el término municipal de una granja porcina de grandes dimensiones. La marcha reivindicativa se llevó a cabo en vehículos particulares, debido a la situación de pandemia que estamos atravesando, la participación superó con creces las previsiones que tenía la organización.

El principal objetivo de esta manifestación, según el portavoz de la plataforma, Miguel Trigueros, es “decir a las empresas cárnicas que han puesto el ojo en el municipio, que en Jumilla no queremos ese tipo de instalaciones”, también lanzan un mensaje al equipo de gobierno y al principal partido de la oposición, mostrando su desacuerdo con la estrategia que han adoptado para prohibir estas macrogranjas, según la plataforma dicha estrategia “tiene fisuras”.

Según el portavoz de la plataforma, ellos plantean una estrategia que el gobierno municipal rechaza por ser demasiado compleja. La estrategia por la que ha optado el gobierno esta basada en el real decreto 306/2020 que dispone que se considerará explotación de porcino intensivo la que supere los 15 cerdos por hectárea. “Tal cual está la definición en este momento, en la finca de la Solana, en la Cañada del Judío, cabría perfectamente la macrogranja que tienen diseñada”, asegura Trigueros.

El Gobierno Municipal plantea adaptar este real decreto disminuyendo la cantidad de cerdos por hectárea, lo que conllevaría según la plataforma, al riesgo de que se instalen centenares de granjas más pequeñas en el municipio, al igual que ocurre en Lorca o Totana, situación que se quiere evitar en Jumilla.

Salvemos Nuestra Tierra” hizo llegar al Equipo de Gobierno su estrategia para impedir estas instalaciones en el municipio, pero creen que no se ha tomado en cuenta.

También han dirigido escritos a la Asamblea Regional de Murcia para que se prohíba la instalación de granjas en polígonos sobreexplotados de contaminación y acuíferos con nitratos.

Actualmente ya son más de 700 las adhesiones de personas o colectivos a través de la redes sociales a la plataforma “Salvemos Nuestra Tierra” de Jumilla.