La crisis sanitaria y el confinamiento en el que se encuentra la sociedad está llevando a colectivos, asociaciones e instituciones a tomar medidas y suspender diferentes actos sociales, culturales o festeros que se hubieran celebrado estos días o en próximas fechas.

Actos culturales y festeros suspendidos

Así, en Jumilla ya hemos vivido la suspensión de la Semana Santa, y a principios de este mes la asociación de Moros y Cristianos D. Pedro I comunicaba la suspensión de su Semana Cultural que se iba a celebrar del 23 al 30 de abril.

La celebración de la Feria y Fiestas de Jumilla está en duda

Ante esta situación, la celebración de la Feria y Fiestas de Jumilla está en duda y así lo expresaba  Juana Guardiola en su comparecencia semanal, “Entendemos que es muy complicado que pueda celebrarse la Feria y Fiestas de Jumilla, y más como son nuestras fiestas”, declaró.

Habrá reuniones con los colectivos festeros

Guardiola afirmó que la próxima semana comenzará a reunirse con los colectivos afectados para determinar que hacer, pero todo parece indicar que va a ser muy complicado que las fiestas de este año se pueden celebrar.

El presupuesto municipal se adaptará a las nuevas circunstancias

De suspenderse la Feria y Fiestas y con ella los actos que organizan los colectivos festeros, las subvenciones que reciben se verían modificadas, “El Ayuntamiento hace un esfuerzo extraordinario para apoyar a todos los colectivos, tanto con subvenciones nominativas como por concurrencia. En este ejercicio 2020 la actividad que se realizará por parte de estos colectivos, evidentemente no será la que había prevista, por lo tanto al igual que hay que revisar otras cosas y modificar partidas presupuestarias, estas subvenciones también deberán ser revisadas”, explicó la Alcaldesa de Jumilla.

El presupuesto municipal, que entrará en vigor en pocos días, será modificado y adaptado a las nuevas circunstancias en función de como evolucione todo. A este respecto, Juana Guardiola mandó un mensaje de tranquilidad y espera, “No debemos ser tan imprudentes como para desde el primer día del estado de alarma decir ya lo que hay que hacer. Debemos tener un poco de espera y ver como se suceden las cosas y en base a ellas tomar medidas y hacer las modificaciones presupuestarias necesarias”, concluyó.