El XXV Certamen de Calidad de los Vinos DO Jumilla se encuentra ya en su recta final y ayer se llevó a cabo una de las grandes novedades de la edición, el primer taller de cata o cata online.

La cata se pudo seguir en directo a través de Telejumilla y por streaming

El presidente del Consejo Regulador de Jumilla, Silvano García, afirmaba que “queremos aprovechar que es el 25 aniversario del certamen para mostrar lo que es y todo el trabajo que hay detrás”. En cuanto a la cata explicaba, “es una cata para conocer lo distintos vinos que se pueden elaborar con la Monastrell, para que las personas se inicien en el mundo del vino y que sepan lo que están tomando”.

Salvador Manjón y Andrés Proensa guiaron la cata

La cata estuvo dirigida por dos grandes profesionales en el sector, Salvador Manjón, director de la Semana Vitivinícola y Andrés Proensa, director de Planeta Vivo.

Ambos hablaron antes de comenzar el taller de la gran evolución que han sufrido los vinos Jumilla, “actualmente ya los encuentras en las cartas de vinos de los mejores restaurantes”.

Salvador Manjón y Andrés Proensa dirigieron la cata

Salvador Manjón y Andrés Proensa

La recaudación de la entrada se donó a AMFIJU

Todo lo recaudado se donó a la asociación AMFIJU. Su presidente, Salvador Simón, se mostraba muy agradecido, “nuestra asociación vive de subvenciones y este tipo de aportaciones nos va a venir muy bien para continuar, en concreto, con el programa de fisioterapia”.

Se cataron 4 vinos

En cuanto a la cata, las 100 personas que se dieron cita en el Centro de Interpretación del Vino pudieron probar 4 vinos.

La cata fue un recorrido por la diversidad de la Monastrell

La cata comenzó con un rosado 100% Monastrell 2018, a continuación se ofreció un tinto 100% Syrah o mezcla Syrah-Monastrell. El tercero de los vinos fue un crianza Monastrell y por último cerró la cata un tinto Monastrell con un mínimo de 6 meses por barrica.

Durante el taller se cataron cuatro vinos, un rosado y tres tintos

Un rosado abrió la cata

Una cata mano a mano, en la que se realizó un recorrido a través de la diversidad de nuestra uva Monastrell, el auge de sus rosados, o las variedades foráneas que tan bien se han adaptado a nuestros territorios, como la Syrah.