La Guardia Civil ha llevado a cabo la operación ‘Códec’, una investigación desarrollada para esclarecer varios delitos tecnológicos en Jumilla, que se ha saldado con la detención de un vecino de la localidad y la investigación de otras tres personas residentes en Algeciras (Cádiz), como presuntos autores de los delitos de estafa y simulación de delito.

La supuesta víctima denunció ante la Guardia Civil y el Cuerpo Nacional de Policía que hacía uso de los servicios de plataformas digitales y que sus datos bancarios estaban comprometidos por personas desconocidas, lo que provocó, según ésta, el uso de estos datos para operar en páginas web de apuestas deportivas.

Simulacion delito en Jumilla2

Detenido un individuo en Jumilla por simulación de estafa

Tras la supuesta comisión de la estafa, el denunciante contactaba con la entidad bancaria para informar del supuesto hecho delictivo y reclamar la correspondiente indemnización como cliente.

Los investigadores han podido constatar que la supuesta víctima presentó denuncias falsas, ya que no sufrió los casos de estafa, por lo que finalmente ha sido detenido como presunto autor de simulación de delito y estafa.

Hasta el momento se estima que podría haber estafado a las entidades aseguradoras alrededor de 3.000 euros.

Por otro lado y dentro de la misma operación, los guardias civiles detectaron otro fraude cometido contra una vecina de Jumilla, que ha permitido desarticular un grupo de ‘mulas’ afincado en Algeciras (Cádiz). Las ‘mulas’ son personas que prestan sus cuentas bancarias para facilitar el flujo de dinero de origen ilegal a cambio de una comisión.

Tras una compleja investigación tecnológica, que aún continúa abierta, la Guardia Civil ha identificado, localizado e investigado a tres vecinos de Algeciras, a los que se les ha instruido diligencias como presuntos autores de estafa.

Los detenidos/investigados –españoles, con edades comprendidas entre los 21 y los 28 años y vecinos de Jumilla (Murcia) y Algeciras (Cádiz)– y las diligencias instruidas han sido puestos a disposición de las autoridades judiciales competentes.

Las estafas han sido los delitos investigados con más frecuencia, detectándose una amplia gama en cuanto a su modo de ejecución. Predominan las falsas ventas de productos de electrónica a través de páginas webs y las estafas bancarias por medio, principalmente, del ‘phishing’ (obtención de datos bancarios mediante engaño).