La consejería de Turismo, a través del Instituto de Turismo y el Centro de Cualificación Turística (CCT), ha puesto en marcha el ciclo de catas ‘Monastrell versus Monastrell’ que busca dar a conocer la riqueza vitícola de la Región, dentro de las acciones del Plan de Turismo Gastronómico.

El ciclo, organizado por el CCT y la Asociación de Sumilleres de la Región de Murcia y coordinado por el blog especializado en vinos ‘The Irreverent Winery’, tiene como objetivo profundizar en el entendimiento de los vinos regionales y de la variedad autóctona monastrell, acercando a los profesionales y consumidores a la actualidad de los proyectos vinícolas regionales.

Enoturismo, un producto en alza

El director general del Instituto de Turismo, Manuel Fernández-Delgado, indicó que estas catas, que se realizan en el CCT y que están enmarcadas en la estrategia del Plan de Turismo Gastronómico de la Región, “tienen como fin trasladar a la población en general y al sector en particular los grandes valores de la gastronomía murciana y fomentar el uso de los productos locales, en este caso el vino”.

El ciclo, en el que van a participar productores de las tres zonas con denominación de origen Jumilla, Bullas y Yecla, arranca esta tarde con la presentación del proyecto Bruma del Estrecho de Marín (Jumilla) y el proyecto SOMA Enológica (Bullas).

En marzo será el turno de Bodegas Casa Castillo (Jumilla) y Bodegas Jorge Piernas (Bullas); en abril Bodegas Castaño (Yecla) y Agroenología (Jumilla) y en junio, Bodegas Hydria (Bullas) y La del Terreno, Bodega Modular (Bullas).

Según afirmó Fernández-Delgado, “el enoturismo es un producto al alza que está llamado a diversificar el portafolio de producto regional, a enriquecer la experiencia de los visitantes, a fomentar el empleo y el desarrollo socioeconómico en el interior y a ofrecer una experiencia de calidad durante todo el año”. Según indicó, “las rutas del vino cerraron el año 2017 con 63.633 visitas de turistas motivados por el enoturismo, un 9,6 por ciento más que el año anterior”.

“La Comunidad Autónoma y el sector trabajarán en 2018 para conseguir integrar el enoturismo en el engranaje de la oferta complementaria regional como un ítem de calidad para todo el año”, concluyó el director general.