Partido correspondiente a la jornada 19 de Preferente el que se celebró ayer tarde en el Municipal de La Hoya entre el Jumilla CD y el Mazarrón.

Un partido para borrar, derrota por 0-3 con un Jumilla con muy poca intensidad en el juego, muchos errores y nada de entrega.

En la primera mitad el Jumilla CD no generó ninguna ocasión de peligro

En la primera mitad por parte local no hubo ninguna acción de peligro, sin llegadas al área rival. El conjunto rival se adelantaría en el minuto 20 tras el lanzamiento de una falta directa, el balón botó delante del portero local que no lo bloqueó bien y el rechace lo aprovechó Boudia para hacer el gol.

Todo esto, o tan poco, fue lo que dio de si la primera mitad.

El equipo rival aprovechó los fallos locales para aumentar la ventaja

En la segunda mitad se esperaba la reacción del Jumilla CD, pero esta no llegó. Hubo muy poca intensidad en el juego, muchos fallos y demasiadas protestas en cada una de las faltas.

Mararrón, en contra, supo aprovecharse de los fallos locales. En el minuto 65 una pérdida del balón por parte jumillana sería aprovechada para formar la contra y hacer el 0-2 con un disparo de Paco.

Hubo que esperar hasta el minuto 70 de partido para ver la primera jugada de peligro local con un disparo de Carlitos que salió fuera.

Con el 0-3 llegaron un par de ocasiones del Jumilla CD

En el minuto 83 llegó el definitivo 0-3 desde el lanzamiento de saque de esquina, este lo recibió libre de marca Mauro que tuvo tiempo para controlar el esférico y y ver donde colocarlo.

A la desesperada el Jumilla CD tuvo un par de ocasiones, la primera en el 86 con un balón que estrelló en el palo Gonzalo y la segunda fue de Loza en el minuto 91 con un disparo que detuvo Pablo.

El nuevo entrenador del Jumilla CD, Antonio Ruvira, se mostraba muy decepcionado con la actitud del equipo, pero confía en el cambio de mentalidad de sus jugadores.